lunes, 17 de marzo de 2014

El sueño del bebé

Foto N S B
El Sueño ocupa la mayor parte del tiempo del bebé. Hasta los dos años, los niños pasan unas 9.500 horas durmiendo, equivalentes a 13 meses. Podemos decir en general que el recién nacido duerme de 16 a 17 horas: 9 horas por la noche y el resto por el día. Los períodos de sueño diurno se irán reduciendo paulatinamente y a la edad de 1 año se considera adecuado un sueño de 10 a 13 horas.

por la noche y una siesta a mediodía.Si bien estos son los parámetros habituales, el ritmo y hábito de sueño es distinto en cada niñ@ y dependerá tanto de su naturaleza como de las costumbres adquiridas. A través de algunas rutinas básicas y del ambiente adecuado, podemos proporcionar a nuestro bebé para que descanse lo necesario y de este modo garantizar que el entorno le ayudará a conciliar el sueño:


* Realizar las mismas actividades antes de acostarse ayudará al bebé a organizar su sueño
.
* El baño relaja al bebé y marca la diferencia entre la hora de actividad diurna y el ambiente de descanso de la noche
.
* El relato de cuentos, historias y leyendas contribuyen a crear una atmósfera cálida y relajante, previa a las horas de sueño
.
* Acompaña el atardecer con una música de fondo suave y agradable

* La ropa para dormir debe ser cómoda, permitir el movimiento y la transpiración.


* Es recomendable que la ropa de la cama sea de fibras naturales, transpirables y suaves al tacto.

* Evita las sustancias químicas nocivas en la ropa, para garantizar un sueño saludable.

* Tu estado de ánimo debe ser sereno y tranquilo, para transmitir al bebé seguridad a la hora de ponerse a dormir
.
* Mimitos, muchos mimitos y besos, para que tu bebé se sienta, sobretodo, querido. 
El Sueño ocupa la mayor parte del tiempo del bebé. Hasta los dos años, los niños pasan unas 9.500 horas durmiendo, equivalentes a 13 meses. Podemos decir en general que el recién nacido duerme de 16 a 17 horas: 9 horas por la noche y el resto por el día. Los períodos de sueño diurno se irán reduciendo paulatinamente y a la edad de 1 año se considera adecuado un sueño de 10 a 13 horas por la noche y una siesta a mediodía.Si bien estos son los parámetros habituales, el ritmo y hábito de sueño es distinto en cada niñ@ y dependerá tanto de su naturaleza como de las costumbres adquiridas. A través de algunas rutinas básicas y del ambiente adecuado, podemos proporcionar a nuestro bebé para que descanse lo necesario y de este modo garantizar que el entorno le ayudará a conciliar el sueño:

* Realizar las mismas actividades antes de acostarse ayudará al bebé a organizar su sueño.

* El baño relaja al bebé y marca la diferencia entre la hora de actividad diurna y el ambiente de descanso de la noche.

* El relato de cuentos, historias y leyendas contribuyen a crear una atmósfera cálida y relajante, previa a las horas de sueño
.
* Acompaña el atardecer con una música de fondo suave y agradable


* La ropa para dormir debe ser cómoda, permitir el movimiento y la transpiración.

* Es recomendable que la ropa de la cama sea de fibras naturales, transpirables y suaves al tacto.

* Evita las sustancias químicas nocivas en la ropa, para garantizar un sueño saludable.

* Tu estado de ánimo debe ser sereno y tranquilo, para transmitir al bebé seguridad a la hora de ponerse a dormir
* Mimitos, muchos mimitos y besos, para que tu bebé se sienta, sobretodo, querido.


Fuente: Ros Textil

No hay comentarios:

Publicar un comentario